InfoEconomíaPolíticaEnergíaMundoDestinosLegalMásMapa del sitio

Cómo reconocer el Chipo y cómo prevenir el Mal de Chagas

En Venezuela, existen 16 especies de chipos, pero no todos son portadores del parásito productor del Mal de Chagas, el Trypanosoma cruzi. Conozca cómo identificarlo.

Chipo o Rhodnius prolixus
Chipo, Pito o Rhodnius prolixus.

Ante la aparición reciente del Mal de Chagas en el sector La Pedrera de Antímano en Caracas, se ha difundido información sobre cómo evitar contagiarse de la enfermedad, pero ello ha incrementado la alerta en los pobladores hacia cualquier especie de chipo, como se le conoce al insecto, que haya en su comunidad o en su casa.

El vector principal para la transmisión del Mal de Chagas es el Vinchucas, del cual existen 16 especies en nuestro país que pueden o no contagiar el parásito productor de la enfermedad, el Trypanosoma Cruzi, a través de la picadura o de la ingesta de alimentos contaminados por sus heces. De estas 16 variantes de chipo, el Rhodnius prolixus es el principal transmisor, seguido del Triatoma infestans y el Panstrongylus geniculatus siempre que contengan el parásito; pero la pregunta es ¿Cómo se pueden diferenciar los “buenos” chipos de los transmisores?

“El chipo es un insecto muy parecido en forma y tamaño a otros de este tipo, como los populares chinches, que si bien es cierto que ambos pertenecen al mismo grupo familiar, a diferencia de los chipos, los chinches no son hematófagos - que se alimentan de sangre, como muchos insectos chupadores-, sino de hierbas y frutas que consiguen a su paso, por lo cual la comunidad debe aprender a diferenciar uno de otro”, indicó Carlos Rosales, profesor jubilado de la Universidad Central de Venezuela al diario El Aragüeño.

Otra forma de reconocerlos es por su tamaño, de 5 a 45 milímetros, su color marrón o negro y los adultos poseen alas desarrolladas. Para saber si son chipos transmisores o no, lo ideal es capturarlo vivo y llevarlo en un recipiente hacia algún laboratorio donde se podrá determinar si contiene el parásito o si es algún otro insecto que se le asemeje.

Invasión del espacio

En Venezuela, el chipo y el Mal de Chagas suele aparecer en estados como Lara, Anzoátegui, Aragua, Barinas, Carabobo, Cojedes, Portuguesa, Trujillo, Yaracuy y Vargas. A lo largo de la historia, este insecto se ha desarrollado en ambiente natural, entre otros animales silvestres, y la invasión de la urbanidad hacia sus espacios ha sido el punto detonante para que el chipo infecte al ser humano.

Los brotes más recientes se registraron en Chichiriviche de la Costa en 2009 y en Chacao en 2007. Por esta razón y para evitar que los 16 casos de Mal de Chagas verificados hasta el momento sigan en aumento, se recomienda a las personas disminuir el consumo de luz, dada la atracción que sienten hacia ésta; mantener limpios los espacios dentro y fuera de sus hogares y revisarlos periódicamente; no dormir con animales domésticos en las habitaciones; estar atento ante la aparición de sus defecaciones, de color pardo amarillento o negro; y lavar muy bien las verduras u otros alimentos.

Buscar:
Twitter

Venelogía en 140 carácteres.

Lista de Correo

Reciba un resumen diario en su E-mail.